︎

La sonrisa confinada


Texto: @mtono
Fotografía: @ivan_carbonell



Así la han bautizado. Acaba de ser descubierta por el investigador alemán Matias Hüther y al parecer tiene su origen en la recordada pandemia que sufrió el mundo en 2020. Hüther ha desvelado que la generación que tuvo que confinarse para esquivar el COVID-19 presenta unos rasgos en la cara comunes en todos ellos.

El obligado uso de la mascarilla durante meses, robó la sonrisa de millones de personas y ante esta situación se vieron obligados a buscar alternativas. La más común, tratar de sonreír con los ojos, lo que 50 años después ha derivado en unas arrugas que solo tienen aquellos que sufrieron la pandemia más brutal de la historia.

Lo característico de esta sonrisa es el desgaste de los músculos que rodean el ojo. Concretamente el orbicular y el depresor, justo en la ceja. Recuerdo de una época en la que la sonrisa, pese a estar escondida por una mascarilla, le ganó la partida al temido coronavirus.